HALLOWEEN

Está claro que con el paso de los años halloween ha ido calando en nuestros niños.
En el colegio, hace años, ni se celebraba. Luego pasó a celebrarse solo en las clases de inglés, aprovechando la motivación que el tema tenía. 
La globalización, la televisión, internet, la importancia que el idioma inglés ha ido adquiriendo en nuestra sociedad, hace que Halloween sea un día deseado y esperado. No solo ocupa algún momento de la vida escolar sino que durante un par de semanas es el centro.
En nuestro caso, de la mano de Silvia nuestra profe de Inglés, comenzamos a mediados de octubre hablando de monstruos. La temática elegida fue la de Frankenstein de Mary Shelley.
Empezamos como siempre lo hacemos, preguntando ¿Qué podemos hacer? ¿Qué queréis hacer? ¿Cómo podemos organizarnos?

Una vez preparados viene la siguiente pregunta ¿Qué necesitáis?
Ya podemos empezar. En esta ocasión eligieron imágenes y pidieron papeles negros y naranjas.







El resultado ha sido increíble.





¡Estamos encantados!
Hemos trabajado la proporción, la grafomotricidad, la orientación y todas las destrezas que necesitamos para poder escribir en minúscula. Hemos colaborado, cooperado, llegado a acuerdos y creado compromisos y vínculos con los demás. Todo tiene un motivo y un objetivo, lo que cambia es el camino.


Con toda esta animación ya no pudimos parar de hacer adornos terroríficos, por ejemplo de calabaza.
Conocemos que la calabaza ha sido siempre muy usada por los humanos para crear útiles como botellas, cuencos... que es un fruto de otoño, nutritivo, usado y popular para adornar la fiesta de Halloween.


Y por fin llegó el gran día. Todo el pabellón estaba adornado. En las aulas se había estado preparando este día con obras de teatro, vídeos, juegos..


Una de las mejores partes de día fue llegar a clase y encontrarnos disfrazados.
¡Estábamos terroríficos!

Como las ideas en 1º no paran nunca, pidieron papel negro para hacer un fondo y hacernos las fotos escalofriantes.




Al final de la mañana, tras los juegos y el recreo, nos reunimos con toda primaria en el auditorio. Silvia presentó nuestra parte. Nosotros teniamos preparada una canción.




 Tras comer y disfrutar de nuestro deseado recreo, era un recreo lleno de fantasmas, vampiros, brujas y zombies, volvimos al auditorio, esta vez solo con 2º y 3º para hacer juegos.





Antes de irnos a casa nos comimos los bollitos terroríficos que Diego había traído. 
¡Estaban riquísimos!



Fue un gran día. Durante esa semana prepararon, por orden de la profesora, dos cartulinas con forma de calabaza. Luego la profe las guardó. Al final del día se las llevaron a casa. Estaban pegadas y dentro había cosas. tenían una instrucción, no abrir hasta el lunes 31, la noche de Halloween. 
La maestra había guardado dentro grandes sorpresas: chuches, una carta, un globo y sobre todo mucha ilusión.




Entradas populares

Granja